Perfecta Caridad

Hace poco leí un libro llamado In the Face of Darkness, por la hermana Timothy Marie Kennedy, O.C.D. y llegué al capítulo 6 donde leí esta cita, “entre Jesús y el alma fluye una corriente que nadie ve y un diálogo que nadie oye”. Entonces pensé: “si nadie ve la corriente que fluye entre tú y Jesús, ¿de qué sirve?”. Debe haber una razón más productiva para que este diálogo suceda que simplemente ser una corriente invisible.

“Entre Jesús y el alma fluye una corriente que nadie ve y un diálogo que nadie oye”. – Madre Luisita

¡Y por supuesto, encontramos que hay un propósito mayor! Dios tiene una razón para todo y la razón de este flujo de diálogo actual e invisible se llama “caridad perfecta”. Esta idea proviene originalmente de las escrituras, entre otros pasajes, se encuentra en Mateo 5:48 “tú, por lo tanto, debes ser perfecto, como tu Padre celestial es perfecto”. Pero ¿cómo podemos imitar su perfección si no sabemos cómo se ve? ¡Ah! Exactamente… ¿Qué pasa si, ¿qué tal si, esa corriente de diálogo que mencionamos anteriormente era una pieza del rompecabezas? ¿Qué pasa si el propósito de este diálogo fuera en aras de una mayor revelación de la perfección?

Jesús quiere amar el alma y hace justamente eso, si el alma está abierta a recibirlo. Es maravilloso tener una dulce corriente de diálogo con Jesús, sentarse en soledad lejos de todo el mundo y mirarlo mirándote fijamente, en silencio. Para experimentarlo en la Eucaristía y sentir el hormigueo de deleite al unirse a él en el amor. Estás construyendo una relación, esto es bueno. Pero la razón por la que él desea entrar en el alma tan mal es doble.

Amor: ¡su misión es usted! Jesús quiere prepararte con un amor transformador que penetra en tu ser y esto se lleva a cabo en los rincones más íntimos de tu corazón, es un asunto privado entre el amante y el amado. Nadie debe ser invitado a esta reunión entre tú y Jesús, sólo tú y él. Diles a todos que se salgan. Hasta…

Eventualmente, usted llegará a darse cuenta para que Jesús estaba preparando su corazón todo este tiempo, con un empujón de la gracia, por supuesto. La intimidad que le permite deleitarse es por el bien de su familiarizándose con su amor. Él quiere que usted (nosotros) entienda el significado del amor y la única manera de hacerlo es entrando en esta escuela de amor con él.

En el momento en que te das cuenta de que el amor está destinado a conducirte a desear el bien del otro, es el momento en que este diálogo interior que sostenía tan querido se convierte repentinamente para el otro. Ya no es sólo tú y Jesús, sino, en su madurez, se convierte en ti, Jesús, y tu prójimo. Esta relación se transforma en una expresión aún más íntima y completa, se transforma en una expresión de amor perfecto.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s